Prácticas saludables relacionadas con el teletrabajo

Vitalis Bienestar teletrabajo salud prácticas saludables coronavirus covid-19

Más allá de las graves consecuencias sanitarias asociadas a la alerta sanitaria provocada por los efectos de la pandemia de coronavirus Covid-19 en nuestro país, el establecimiento del estado de alarma por parte del Consejo de Ministros el pasado 14 de marzo está afectando notablemente a la situación laboral de muchos trabajadores.

Al cierre temporal de la práctica totalidad de establecimientos comerciales de atención al público, salvo aquellos relacionados con productos básicos y de primera necesidad, se ha unido la implantación del teletrabajo para todas aquellas ocupaciones en las que sea posible, como medida para poder compaginar el mantenimiento de la actividad con el cumplimiento de las normas obligatorias de confinamiento preventivo temporal.

Ante esta situación, en cierto modo novedosa para un gran número de trabajadores, habituados a realizar su jornada laboral en un centro de trabajo convencional, desde Vitalis Bienestar hoy queremos mostrarte algunas prácticas que pueden ayudarte a desarrollar tu teletrabajo de una forma más saludable.

Sácale el máximo partido a tus jornadas de teletrabajo con Vitalis Bienestar

Si quieres aprovechar al máximo tus jornadas de teletrabajo en casa, y evitar el riesgo de que este sistema de organización laboral pueda pasarte factura en términos de salud, desde Vitalis Bienestar te recomendamos que tengas presentes los siguientes consejos prácticos:

  • En primer lugar, será fundamental que definas un horario de trabajo lo más estricto posible, para favorecer así tu concentración y evitar compaginar tus tareas laborales con otras tareas domésticas.
  • También es sumamente importante que selecciones cuidadosamente tu espacio de trabajo, en un lugar en el que cuentes no solo con una adecuada conectividad, sino también con luz natural y el menor nivel de ruido posible.
  • El hecho de trabajar en casa, sin supervisión, no debe estar asociado a una mayor relajación por tu parte. En la medida en que no te enfoques con los cinco sentidos en las tareas que realizas, se incrementará la posibilidad de cometer errores y de que tu productividad se vea reducida, obligándote a realizar horas extra más allá del horario fijado.
  • Aunque pueda resultar paradójico, otro aspecto que deberás cuidar al máximo es la realización de descansos a lo largo de tu jornada laboral. Al trabajar en casa, tu sensación de cansancio y monotonía puede que sea menor, pero es igualmente imprescindible que realices pausas cada hora y media o dos horas de trabajo, para garantizar así tu nivel de concentración.

Para finalizar, también será esencial que dediques tiempo a desconectar y, sobre todo, mantengas lo más posible tu disciplina en cuanto a horarios de descanso y sueño, ya que este aspecto es básico para recargar pilas y afrontar cada día con el máximo nivel de energía posible.

Dejar un comentario