¿Cuáles son los principales efectos del exceso de azúcar en tu nutrición?

efectos exceso azucar

A la hora de realizar un análisis de nuestros hábitos de alimentación, solemos pasar por alto la presencia en nuestras comidas de un nutriente básico para nuestro organismo como es el azúcar, pero que puede conllevar ciertos riesgos en caso de ser consumido en una cantidad excesiva.

Por este motivo, desde Vitalis Bienestar, hoy queremos centrar nuestra atención en mostrarte cuáles son los principales efectos que puede provocar un exceso de azúcar en tu alimentación, con el fin de que seas consciente de sus riesgos y puedas tomar las medidas más adecuadas para controlar su inclusión en tu nutrición diaria.

Toma medidas para mejorar tu alimentación con Vitalis Bienestar

En base a los diferentes estudios científicos y nutricionales relacionados con los efectos del consumo de azúcar en nuestra salud, desde Vitalis Bienestar consideramos necesario que tengas en cuenta en qué medida puede afectar a tu organismo, prestando especial atención a los siguientes aspectos:

Influencia sobre el aumento de peso corporal; en primer lugar, la presencia habitual de alimentos ricos en azúcar en tu dieta implica la ingesta de nutrientes con un elevado aporte calórico, y que, en ocasiones, también presentan un alto contenido de grasas saturadas.

Estos elementos, si no se contrarrestan con una reducción en el consumo de otros alimentos, conllevará un mayor riesgo de padecer obesidad o sobrepeso.

Empeoramiento del aspecto de la piel; el azúcar afecta negativamente a la capacidad de nuestro organismo para acumular de forma óptima otros nutrientes básicos como la vitamina C, esencial para evitar el envejecimiento prematuro de nuestra piel.

Incremento de la retención de líquidos; además, la acumulación excesiva de azúcares en el organismo contribuye a favorecer la retención de líquidos en distintas zonas de nuestro cuerpo, lo que afecta tanto a nuestro peso corporal como al empeoramiento de las funciones de nuestro aparato circulatorio.

Aumento del riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares; en base al elemento anterior, y a la influencia de los azúcares en el aumento de la densidad de la sangre, un exceso de este disacárido suele conllevar un incremento de la tensión arterial y, por tanto, de las posibilidades de padecer complicaciones cardiorrespiratorias a medio y largo plazo.

Dejar un comentario