Consejos para la detección de una cardiopatía prematura en la infancia

Vitalis Bienestar detección tratamiento cardiopatías prematuras infancia hijos

En Vitalis Bienestar somos plenamente conscientes de que, cuando eres padre o madre, tu principal prioridad no es otra que cuidar al máximo la salud de tus hijos.

Por eso, desde este blog siempre hemos considerado como una prioridad básica la exposición de todos aquellos aspectos que contribuyan a garantizar la salud de tus pequeños y prevenir la aparición de enfermedades y dolencias durante su infancia.

En este sentido, hoy queremos detenernos en un tema de suma importancia, como es la detección de una posible cardiopatía prematura.

Anticípate a la aparición de una cardiopatía prematura con Vitalis Bienestar

El papel de los padres en el control de la salud de sus hijos, sobre todo durante la lactancia y en su primera infancia, será esencial para poder anticiparnos a la aparición de diversas enfermedades y dolencias de cierta envergadura.

Por eso, desde Vitalis Bienestar consideramos esencial que, si tienes un hijo de corta edad, estés muy atento a la aparición de ciertas señales que te pueden llevar a intuir la existencia de síntomas asociados a una cardiopatía prematura o congénita:

Comunicación interventricular (CIV); se trata de la cardiopatía más común entre los bebés, y se basa en la existencia de un orificio entre los dos ventrículos de su corazón. Si este orificio es pequeño no presentará síntomas visibles durante toda su vida, más allá de un soplo cardíaco característico, solamente detectable en una exploración médica.

No obstante, si este orificio es de mayor tamaño se podrán percibir otros síntomas, más allá del soplo cardíaco, como cansancio y fatiga, alta sudoración, insuficiencia cardíaca y bajos niveles de crecimiento.

Desde el equipo de profesionales que conformamos Vitalis Bienestar te recomendamos que acudas a un especialista si, además de estos síntomas, tu hijo manifiesta dificultad para respirar y tiene predisposición a presentar dedos y labios morados (cianosis).

Comunicación interauricular (CIA); se trata de un caso similar al anterior, pero que en este caso afecta a las aurículas coronarias.

Los síntomas propios de la Comunicación Interauricular se reflejarán en la existencia de fatiga y cansancio al realizar un esfuerzo y alta sudoración, retraso en los niveles de crecimiento y predisposición a presentar infecciones respiratorias con frecuencia, además de respiración rápida o dificultad para respirar.

Esta cardiopatía prematura solamente se puede solucionar a través de cirugía o catéter, por lo que desde Vitalis Bienestar te recomendamos que, en este caso, te pongas en contacto con uno de nuestros especialistas para poder comenzar lo antes posibles con su tratamiento.

Dejar un comentario